Tyson Fury hizo historia y le ganó por KOT a Deontay Wilder

El británico consiguió la victoria con un indiscutible nocaut técnico en el séptimo asalto y es el nuevo dueño del cinturón de campeón del Consejo Mundial de Boxeo (CMB)

COMPARTI ESTA NOTICIA EN
23/02/2020 -

Deontay Wilder y Tyson Fury ya protagonizaron una de las peleas de boxeo más destacadas de todo el año. En el MGM Grand de Las Vegas, un sitio ya mítico para el boxeo actual, el peleador británico de 31 años (31-1-0, 30 KO) se impuso por nocaut técnico en el séptimo asalto y le arrebató al norteamericano de 34 años (42-1-1, 41 KO) su cinturón del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

El primer asalto trajo la primera derecha del estadounidense, respondida por el británico con sus combinaciones. Quedaba claro que ambos iban a por la pelea.

Sin especular, los dos contendientes impresionaron con su osadía, más aún el británico que, como indicó en la previa, saldría agresivo. La continuación fue con Fury manejando la distancia y con el americano lanzando algunas manos potentes, que se quedaron una vana advertencia. Sin embargo el dominio de Tyson fue extraordinario e incluso puso en apuros a Deontay al final del round.En el tercer asalto era definitivo que el Rey Gitano buscaba el KO. Sus advertencias fueron fundadas.

El de Mánchester hacía sufrir al Bombardero, que cayó a la lona una primera y una segunda vez. La primera fue la que contó, producto de un golpe que hasta hizo sangrar la oreja de Wilder y que dejó tocada la línea de flotación del campeón. Sonó la campana por suerte, pero las piernas ya no le aguantaban a Deontay.La cuarta ronda volvió a ofrecer una caída no computada de Wilder, producto ya de la endeblez de sus piernas, y con Gypsy King al ataque haciendo mella en su oponente con cada golpe.

El inicio del quinto fue con el de Mánchester de nuevo volviendo a intentar el KO. No fue un estratega en este caso, pero no le hizo falta. Wilder se fue de nuevo a la lona con una izquierda al cuerpo, y hubo conteo. Él ya sabía que su título iba a volar a Inglaterra. Eso sí, a Fury le restaron un punto por sus irregularidades en los agarrones.El sexto fue más de lo mismo.

El de Mánchester tenía a su rival e insistió por la vía del cuerpo a cuerpo. Sentado en su banqueta antes del séptimo, Wilder incluso cerraba los ojos. El británico decidió seleccionar entonces algo más sus ataques, para dar con el momento. Esquinó al Bombardero y Kenny Bayless decidió parar la pelea cuando vio de reojo que desde su esquina tiraban la toalla, con The Bronze Bomber muy tocado.

Dejanos tu comentario
Últimas noticias